FORO POLITICO.

Por Salomón García Gálvez.

Eran los últimos días del mes de septiembre del año 2014: Las palabras del joven político Ángel Aguirre Herrera, cayeron como cascada de agua hirviente en el vacío: “Cómo una tragedia, como la de Iguala (los 43 normalistas desaparecidos), te cambia la vida y tus proyectos políticos”.

Las palabras del Aguirre Herrera, eran proféticas: Se despedía de la candidatura a la presidencia municipal de Acapulco, tras los fatídicos hechos de Iguala de la Independencia.

Aguirre Herrera, era el anfitrión de un desayuno con un grupo de columnistas de Chilpancingo. En las últimas semanas del fatídico 2014, Ángel, iba arriba en todas las encuestas, y se perfilaba como el más potencial y viable candidato a la alcaldía de Acapulco.

La masacre de Iguala, no sólo truncó su carrera sino también sus aspiraciones políticas e hizo caer del poder a su padre, Ángel Aguirre Rivero.

Ayer por la madrugada, Aguirre Herrera de 32 años, dejó de existir, víctima de fatal accidente casero al sufrir una caída dentro de su propio baño; sufrió aparatoso golpe en la cabeza y fue hospitalizado en Médica Sur de la Ciudad de México, donde a las tres de la madrugada falleció por derrame cerebral.

Exitosa fue la carrera política del joven Licenciado en Ciencias Políticas, Ángel Aguirre Herrera, quien abrevó la escuela política de su padre el ex gobernador Ángel Aguirre Rivero.

El joven Aguirre Herrera, ganó en las urnas el distrito 08 de la costa chica, para convertirse en diputado federal; luego la racha ganadora siguió y obtuvo triunfo en un distrito local de Acapulco que lo llevó al Congreso de Guerrero donde presidió la Comisión de Asuntos Políticos y Gobernación.

Ayer, por la tarde-noche un gran número de guerrerenses se dieron cita en la funeraria Gayosso, de la calle Félix Cuevas de la capital del país, para darle las condolencias a la familia Aguirre Herrera, por el deceso del joven Ángel Aguirre Herrera, quien presidía la corriente política Izquierda Progresista de Guerrero (IPG) del PRD.

Le presentaron condolencias al ex gobernador Ángel Aguirre Rivero y a su esposa Laura del Rocío Herrera de Aguirre, el mandatario estatal, Héctor Astudillo Flores y su esposa Mercedes Calvo de Astudillo, y los ex gobernadores: Rubén Figueroa Alcocer y René Juárez Cisneros.

También estuvieron para presentar condolencias a la familia Aguirre Herrera, los senadores: Sofìo Ramírez Hernández y Esteban Albarrán Mendoza, y diversas personalidades, como: Heriberto Huicochea Vázquez (Director del Seguro Popular); Héctor Apreza Patrón (Secretario de Finanzas); Tulio Pérez Calvo (Subsecretario de Finanzas); Alejandro Bravo Abarca, Jefe de oficina del Poder Ejecutivo; Manuel Añorve Baños (ex alcalde de Acapulco); los hermanos Raúl y Rogelio González Villalva; Alejandra Barrales, líder nacional del PRD; Silvia Romero Suárez, diputada local; Jesús Zambrano, senador y “líder (in) moral” del PRD; Miguel Mancera, Jefe de Gobierno de la Ciudad de México; Evodio Velázquez Aguirre, alcalde de Acapulco y Beatriz Mojica, Secretaria General del CEN del PRD, entre otros.

Este día, los restos de Aguirre Herrera, serán cremados en la capital del país, de acuerdo con informes proporcionados por familiares del joven político quien murió de manera inesperada, cuyo deceso  conmocionó a un gran segmento de la población guerrerense. Descanse en paz el joven Ángel, quien era toda una promesa en la política guerrerense… Punto.       salomong11@yahoo.com.mx

Comentarios

comments